Volvo Trucks ha desarrollado una tecnología nueva para proteger de manera específica a los peatones y los ciclistas. Gracias a esta exclusiva tecnología, el vehículo puede «ver» todo lo que sucede a su alrededor, en un radio de 360 grados. En concreto, el vehículo puede interpretar su entorno y sugerir acciones para evitar incidentes. La tecnología está en fase de prueba y podría comenzar a comercializarse en un plazo de cinco a diez años

Los investigadores de Volvo Trucks han advertido que la visibilidad limitada es una de las principales causas de los accidentes en los que se ven implicados camiones pesados y usuarios desprotegidos de la carretera en Europa. Con el proyecto ‘Non-Hit Car and Truck’, el fabricante buscar reducir el número de accidentes de este tipo.

Los usuarios de la carretera desprotegidos, como son los peatones y los ciclistas, son especialmente vulnerables en las zonas urbanas en las que el tráfico es muy denso. Este proyecto pretende conseguir que un vehículo tenga una visión completa de lo que sucede a su alrededor y proporcione al conductor información sobre la forma de evitar los accidentes. La tecnología recibe la información a través de sensores, radares y cámaras situados alrededor del vehículo. Si el conductor no responde a las acciones recomendadas, el sistema de dirección o de frenos puede activarse de forma autónoma.

Actualmente, los camiones Volvo actuales se han diseñado para evitar los ángulos muertos, pero en situaciones de tráfico denso es más fácil que al conductor se le pase por alto algo importante como, por ejemplo, un ciclista que se acerca por el lado del acompañante. Con el proyecto ‘Non-Hit Car and Truck’, se podrá resolver este problema y ayudar al conductor a ver y entender todo lo que sucede alrededor de su vehículo

Proyecto ‘Non-Hit Car and Truck’

El proyecto  ‘Non-Hit Car and Truck’ se puso en marcha en septiembre de 2010 en colaboración con Volvo Car Corporation, el ÅF Group, HiQ, Mecel y la Universidad Tecnológica Chalmers. El principal objetivo del proyecto es desarrollar tecnologías que reduzcan el riesgo de accidentes para los pasajeros de automóviles y vehículos comerciales, centrándose especialmente en las situaciones en las que los sistemas de seguridad activa actuales no son suficiente.

El proyecto finalizará en diciembre de 2014 y los resultados de la investigación permitirán el desarrollo de nuevos sistemas de seguridad activa que previsiblemente estarán listos para su introducción comercial en camiones en un plazo de cinco a diez años, cuando se terminen de realizar las pruebas necesarias.

Los camiones del fabricante sueco ya cuentan con sistemas de aviso de colisión con frenada de emergencia, un avanzado mecanismo de frenado equipado con un aviso anticipado de colisión para ayudar a evitar los accidentes graves causados por la falta de atención del conductor; y sistema de control de ángulo muerto, que detecta la presencia de vehículos en el ángulo muerto del lado del acompañante.

También incorporan una asistencia para permanencia en el carril, que supervisa la posición del camión en la carretera y una alerta de cansancio, para avisar a los conductores fatigados y recomendarles que paren a descansar.

[youtube video=»HVwmYUrfOP0″ ancho=»480″ alto=»300″]