planta-turquia-schmitz

La nueva planta de Schmitz en Turquía hace la número diez del fabricante.

Schmitz Cargobull ha abierto un nuevo centro de producción para semirremolques lona y frigoríficos en la localidad turca de Adapazari.

Estas nuevas instalaciones están diseñadas para producir hasta 3.400 unidades y, de igual modo, pueden ampliarse de manera flexible. En este sentido, el fabricante alemán ya tiene prevista otra línea de montaje para vehículos basculantes.

Schmitz envía los componentes de sus semirremolques desde las plantas de Alemania a la factoría de Adapazari para su montaje final, así como para su distribución en el mercado turco, en el que el fabricante alemán espera alcanzar una cuota de mercado de en torno al 30%.

La marca tiene previsto ir aumentando la proporción de componentes locales conforme se vayan cumpliendo los estándares de calidad siguiendo el modelo ya empleado en la factoría de Zaragoza.

El nuevo centro de fabricación de Schmitz Cargobull es el último de un total de diez centros de producción del fabricante en Europa y China.

La fábrica de la localidad turca de Adapazari constituye un nuevo paso en la reorientación de las actividades en Turquía, donde la marca se hizo cargo en 2016 de las actividades de importación de su socio local Enka y creó una filial.