Motor Tàrrega Trucks, distribuidor autorizado de Renault Trucks en Barcelona, Lérida y Gerona, ha mejorado su servicio al cliente con unas nuevas instalaciones en la población gerundense de Bescanó, a escasos metros de la ciudad.

El concesionario cuenta con un total de 10.500 m² y 1.500 m² destinados a taller. En el interior, además de ventas, administración y sala de espera, se ha dispuesto un espacio exclusivo para descanso de conductores, con ducha y aseo accesibles 24 horas para los clientes.

En el exterior, el centro dispone de una zona cubierta para exposición de vehículos nuevos, una campa de vehículos de ocasión y un amplio parking para clientes. Respecto al taller, se ha diseñado para prestar un servicio rápido y eficaz, con siete puertas de nueve metros, puente grúa de cinco toneladas, seis fosos y columnas elevadoras.

Además, cuenta con estación de mantenimiento, estación de tacógrafos, dos elevadores para vehículos ligeros, servicio de diagnosis multimarca, estación pre-ITV, servicio 24 horas y un amplio espacio para recambios.

El nuevo centro se ubica en la zona industrial de Montfullà, a 500 metros de la AP-7, con fácil acceso desde la N-II o desde la misma AP-7. Gracias a su situación, dispone en un radio de 500 metros de lavadero de camiones, restaurantes, centro comercial y hotel, mientras que la estación del AVE de Girona se encuentra a solamente cuatro kilómetros.

Con estas instalaciones, Motor Tàrrega Trucks ya cuenta con seis, de las cuales tres se encuentran en la provincia de Lérida, dos en Gerona y una en Barcelona.