El nuevo semirremolque supone un salto cualitativo en la concepción de los furgones destinados a la carga de mercancía paletizada. El nuevo furgón Dogalvan, proviene de “Dogal” que es el nombre del fabricante de la chapa galvanizada en caliente que se ncorpora en las paredes interiores y “Van” que significa furgón,

Este nuevo vehículo es la última novedad de Lecitrailer, presentada en el salón de Solutrans, recientemente celebrado en la localidad francesa de Lyon, donde Lecitrailer tiene su flamante nueva base, operativa desde principios de año.

Las instalaciones están preparadas para la reparación y mantenimiento de semirremolques de cualquier fabricante, de las flotas de transporte en su tránsito hacia Europa y en la que a finales de año está previsto comenzar a montar carrocerías destinadas al mercado europeo y sobre todo al francés, segundo mercado en importancia para Lecitrailer tras el español. Las mismas incorporan dos cabinas de pintura y banco de enderezado de chásis.

En cuanto a este nuevo “Dogalvan”, la principal novedad de este furgón es que el interior está terminado por completo en chapa galvanizada. Preparado para carga en doble altura, con lo que se optimiza la carga y el cuidado de la mercancía, incorpora todas las guías y los carriles integrados en la pared, lo que le confiere una mayor durabilidad al tiempo que se evitan los problemas en la carga y descarga de la mercancía paletizada mediante carretillas, ya que al no existir guías que sobresalen, se minimizan los riesgos de dañar la mercancía o las propias paredes del furgón, con las esquinas de los palets o con las uñas de las carretillas.

interior del furgon Dogalvan de Lecitrailer

La pared permite integrar los raíles para la doble estiba con lo que el interior presenta unas paredes completamente lisas.

El exterior está terminado en Plywood, con una anchura interior de 2,47 m para un espesor de los paneles laterales de 33 mm y en cuanto a la tara, el fabricante anuncia un “incremento en torno a los 400 kg”.

Se fabrican dos modelos de furgón, atendiendo a su nivel de acabado; el monoblock que es el de mayor venta en el mercado español, con zócalo doble y todo integrado y el “basic”, que tiene una gran aceptación en el mercado francés.