Maersk Line ha inaugurado un nuevo servicio feeder, denominado F18, con el buque Alexander Maersk, y con una frecuencia semanal.

Con el F18, la naviera quiere fortalecer los transbordos de import/export desde los puertos del Mediterráneo. El servicio enlaza los puertos de Valencia, Bahía de Algeciras, Málaga, Barcelona y de nuevo Valencia, que enlazan con los servicios transoceánicos de la compañía.

El buque Alexander Maersk es un portacontenedores de 155 m de eslora, 9,51 m de calado y una manga de 25,3 m con un registro bruto de más de 14.000 Tn.

La naviera tiene previsto también iniciar un nuevo servicio en el Mediterráneo, a través de Seago Line, que también realizará escalas en los puertos de Valencia y Algeciras. El recorrido de este nuevo servicio, de periodicidad semanal, hará escala en Salerno, Tánger, Alejandría, Mersin, Haifa, Ashdod y Salerno.