El Insitituto Aidima trabaja en un dispositivo para reducir las incidencias en la mercancía durante el transporte intermodal

El Instituto Aidima trabaja en un dispositivo para reducir las incidencias en la mercancía durante el transporte intermodal.

El Instituto Tecnológico del Mueble, Madera, Embalaje y Afines de Valencia (Aidima) está desarrollando un sistema que evaluará los principales riesgos de rotura de una carga mixta para transporte intermodal, especialmente diseñado para los productos del hábitat, es decir, muebles, cerámica, decoración, etc. 

El sistema incluye distintos dispositivos electrónicos guiados por una aplicación propia que alertará de las anomalías surgidas durante el transporte de la carga.

Una base de datos recogerá las incidencias de los ensayos previos realizados en el laboratorio y determinará el riesgo de incidentes en función de múltiples variables mediante la gestión de un algoritmo.

Ya en una segunda fase, el dispositivo se incorporará al propio transporte para grabar trayectos específicos con las cargas concretas y la disposición de la mercancía en las jaulas contenedoras.

Se trata, por tanto, de una «auténtica labor de control y vigilancia» de los procesos de logística, y no sólo del transporte en sí mismo, sino también de la manipulación durante la carga y la descarga de la unidad, según señalan sus promotores.

“Jaula electrónica”

En este sentido, hay que realizar previamente una adaptación física de la unidad de carga intermodal que se emplea en la actualidadpara que proteja adecuadamente este tipo de transporte de grupaje de productos del hábitat.

La ingeniería de Aidima permitirá el desarrollo e integración de este sistema de control en la unidad para el registro de aceleraciones, choques, vibraciones, temperatura, o humedad, entre otros parámetros que integran el paquete de información que posibilitará a este dispositivo inteligente prever la rotura de la mercancía.

Reducir costes

En la actualidad existe un interés creciente en mejorar la sincronización de la cadena de suministro para realizar entregas perfectas al cliente final en plazo y forma, por un lado, y por otro, una necesidad de disminuir el alto coste que suponen las roturas en destino, que pueden suponer hasta un 7% del total de la facturación de la empresa, según datos del Instituto. 

Con este fin se lleva a cabo el proyecto ‘Habitrans: Desarrollo de unidades de carga intermodales para el transporte del mix de productos del hábitat, integrando elementos de protección y dispositivos inteligentes para detección de roturas de producto’, que actualmente está en fase de validación por el Instituto Valenciano de Competitividad Empresarial (Ivace).