Llega un nuevo miembro a la gama Toyota Professional con la segunda generación del Yaris Electric Hybrid EcoVan transformado bajo el paraguas del programa Toyota Custom, pensado para el transporte urbano y entregas última milla.

Basado en la cuarta generación del Toyota Yaris, que llegó al mercado a mediados de 2020, el nuevo modelo se distingue por ser el único modelo híbrido eléctrico en el segmento de los turismos van, gracias a su tecnología eléctrica híbrida que le permite ofrecer un consumo y unas emisiones muy reducidas y todos los beneficios asociados a la etiqueta ECO de la DGT.

Con homologación N1 Furgón, el nuevo Yaris es igual que el resto de variantes de la gama Yaris Electric Hybrid hasta el pilar B, desde el que arranca la transformación para convertirlo en un vehículo comercial. Así, se han retirado los asientos posteriores, se ha instalado un separador entre los asientos delanteros y la zona de carga, con suelo técnico de madera que va recubierto con una alfombrilla de goma.

El piso de la zona de carga cuenta con cuatro argollas para asegurar los objetos a transportar y los cristales traseros, se pueden laminar e incluso vinilar, para personalizarlos con la imagen corporativa correspondiente.

El volumen de carga disponible alcanza los 720 litros y 0,9 m³, con una longitud máxima de 1.242,8 mm entre el separador y la parte final del maletero. La anchura mínima llega a 866,8 mm y la altura, del piso al techo, se sitúa en 694,8 mm. La altura disponible en la boca de carga es de 670,2 mm. El peso total a transportar puede ser de hasta 430 kg.

Está disponible en dos de los acabados de la gama: Business Plus y Active Tech que tienen de serie un abundante equipamiento.

Destinado principalmente a empresas y autónomos, el nuevo Yaris Electric Hybrid ECOVan se comercializa con un precio de transformación de 1.300 € + IVA sobre el precio de la versión turismo.