Kögel presentará su nueva versión de la serie de ejes para remolques y semirremolques, denominado KTA, en la IAA de Hannover, que se celebrará entre los días 22 y 29 de septiembre en la ciudad alemana. La feria fue el «laboratorio de pruebas» del fabricante en su última edición, celebrada en 2014, en la que incorporó a su proceso de desarrollo de productos el feedback y sugerencias de los clientes y las opiniones de los expertos.

El resultado de este feedback ha sido un sistema de suspensión integrado, que en el futuro constituirá la nueva columna vertebral de los semirremolques Kögel. Al adaptarse perfectamente al vehículo, mejora aún más su conducción.

Esto hace al semirremolque del fabricante no solo aún más resistente, sino que también aumenta la duración del eje, gracias a la ingeniería vanguardista utilizada. Además, el principal requisito de los clientes del fabricante, la sencillez a la hora del mantenimiento, se consigue de manera óptima con este nuevo eje, aumentando al mismo tiempo su rentabilidad.

Un concepto ingenioso

El nuevo eje presenta un concepto ingenioso: Un sistema de sujeción mediante dos abrazaderas de presión proporcionan un agarre seguro entre el brazo de la suspensión y el eje, que queda trincado por el brazo de suspensión en la parte superior y por dos cuñas de presión en la parte inferior.

Las formas del brazo de la suspensión y de la viga del eje se han adaptado a las fuerzas dinámicas y estáticas de acuerdo con los métodos de cálculo por elementos finitos más innovadores. Para un mantenimiento más sencillo, el brazo de la suspensión y la viga del eje se pueden cambiar de manera independiente.

Los ejes se forjan sin soldaduras ni uniones y en una sola pieza, lo que contribuye a una distribución de las fuerzas libre de puntos de estrés en el material y proporciona una protección fiable contra fracturas.

El eje está fabricado en acero de alta resistencia, proporcionando un óptimo equilibrio de las propiedades elásticas y de resistencia. Un cojinete (caucho-metal) absorbe en el KTA las fuerzas longitudinales y transversales en la interfaz entre la consola y el brazo, lo que garantiza una rigidez torsional óptima, para una mejor respuesta de la suspensión.

Gracias a su «doble suspensión», con ‘silentblocks elásticos’ y un brazo realizado en acero de alta elasticidad, se optimizan las características positivas durante la conducción del semirremolque. Además, el silentblock absorbe, sin desgaste, los movimientos y las fuerzas a lo largo de todo el funcionamiento, por lo que no son necesarios los discos de desgaste. Esto no solo reduce el peso, sino también los gastos de reparación y el tiempo de inactividad relacionados con el mantenimiento.

Los diapreses y los amortiguadores se adaptan perfectamente al eje y, en lo relativo a los frenos, se utiliza un sistema probado y reconocido en el mercado. El cambio de pastillas de freno se realiza fácilmente y sin herramientas especiales. Los discos de freno son fáciles de cambiar mediante la apertura de los tornillos.

Todas las piezas de repuesto del KTA estarán disponibles a partir de la feria IAA Hannover 2016 a través de Kögel Parts.