Peugeot Boxer

La nueva gama está disponible en tres niveles de potencia: 110 CV, 130 CV y 160 CV.

Peugeot ha completado su gama de motores Euro 6 con el modelo ‘Boxer‘, del segmento de los furgones de gran volumen, que incorpora motores diésel 2.0 BlueHDi, diseñados y producidos por el Grupo PSA.

La tecnología BlueHDi, presente desde 2013 en algunos vehículos del fabricante, permite tratar hasta un 90% de las emisiones de NOx y el 99,9% de las partículas, incluso las más finas, optimizando a su vez el consumo y las emisiones de CO2.

En concreto, esta nueva gama ofrece tres niveles de potencia: 110 CV con 300 Nm, 130 CV con 340 Nm, y 160 CV con 350 Nm. Todos ellos están asociados a una caja de cambios manual de seis velocidades, con sistema ‘Stop & Start‘ disponible en todas las versiones.

Asimismo, ofrece unos niveles de consumo récord, desde 6 l/100 Km y 154 g/Km de CO2, lo que supone una reducción de 1,1 l/100 Km y 30 g de CO2 en la versión de 130 CV. También ha mejorado la aceleración, pasando de 0 a 100 Km/h en cuatro segundos y de 80 Km/h a 120 Km/h en ocho segundos en la versión de 110 CV.

Por otro lado, estos motores disponen de un dispositivo SCR (Selective Catalytic Reduction), situado antes del FAP (Filtro de partículas), cumpliendo con la normativa Euro 6 gracias a una tecnología eficiente. Cabe destacar, además, que su depósito de AdBlue de 15 litros permite una autonomía de 10.000 Km.

Gastos de mantenimiento reducidos

El ‘Peugeot Boxer‘, que ha superado diferentes pruebas para reforzar la resistencia y durabilidad del turbo y del colector del escape, así como otras específicas para la carga o el uso en condiciones extremas, cuenta con unos gastos de mantenimiento que figuran entre los más bajos de su segmento.

Del mismo modo, se ha fomentado su uso como oficina móvil, incluyendo diferentes equipamientos que facilitan la conectividad y el trabajo del conductor. Para una mayor seguridad y confort, incorpora una cámara situada en la parte alta del parabrisas, capaz de leer las señales de límite de velocidad, y un mecanismo de encendido automático de las luces de carretera.

Por último, es necesario mencionar su nuevo sistema ESP específico para cabinas de conducción con chasis AL-KO, cuyas calibraciones se adaptan a una amplia variedad de batallas.