Portos de Galicia está trabajando en la mejora de las condiciones de trabajo de los operarios de la estiba del puerto coruñés de La Puebla del Caramiñal.

Para ello colabora con los consignatarios que operan en el puerto y emplean al personal de estiba.

Sobre la mesa se han puesto trabajos como la mejora de los vestuarios, responsabilidad de las propias empresas, pero con la que el ente público quiere contribuir en la medida de sus competencias, que han cristalizado en un proyecto para la  construcción de un edificio de servicios propio para la estiba que albergaría los vestuarios.

El proyecto redactado define un edificio de 740 m² de superficie para uso de los trabajadores que supondrá una inversión de más de 700.000 euros.

Tras finalizar el proyecto constructivo, ahora espera que se abra su licitación, a la espera del análisis conjunto con los consignatarios de otras soluciones constructivas más económicas que permitan reducir las tasas de ocupación previstas por el uso de la instalación.

En este sentido, la segunda alternativa para dar solución a las necesidades de los trabajadores y reducir la repercusión de las tasas, pasa por la concesión a las empresas del suelo portuario necesario para que cada instale allí sus propios vestuarios para la estiba.