Rafael Aznar presidente de la Autoridad Portuaria de Valencia

Rafael Aznar, presidente de la Autoridad Portuaria de Valencia.

El presidente de la Generalitat, Alberto Fabra, ha afirmado este martes 11 de noviembre que «se van a producir cambios», que se acometerán «en su debido momento y no tardarán mucho», al frente de las Autoridades Portuarias de Valencia y de Alicante, a raíz de las imputaciones de sus presidentes Rafael Aznar y José Joaquín Ripoll.

La semana pasada, el juzgado de Instrucción número 14 de Valencia imputó a Rafael Aznar por presuntas irregularidades en la gestión del puerto de Valencia, citándolo a declarar el próximo 3 de diciembre. Por su parte, el presidente del puerto de Alicante está imputado en el ‘caso Brugal’.

Sobre la posibilidad de que los cambios se produzcan esta misma semana, Fabra ha afirmado que «estamos en ello, pero la elección no es fácil», según ha señalado tras la clausura de la Asamblea General Extraordinaria Electoral de ATA Comunidad Valenciana. 

El hecho de que dicha elección no sea fácil, según señala el presidente, se explica porque «deben buscar a las personas más adecuadas para que puedan generar confianza también dentro del sector portuario« y que, además, «relancen» los puertos de Valencia y de Alicante para que «ocupen esos puestos de privilegio que tienen a nivel del Mediterráneo».

La apuesta, señalan desde la Generalitat «tiene que ser por personas muy profesionales y que ayuden a activar y a dinamizar« estas infraestructuras.

Competencia de la Generalitat

Cabe recordar que, actualmente, corresponde a las autonomías la competencia de designar a los presidentes de las Autoridades Portuarias de sus regiones. Del mismo modo, la ley otorga a las autonomías la mayoría en los consejos de administración de estos organismos.

No obstante, en este sentido, el conseller de Economía, Industria, Turismo y Empleo, Máximo Buch, señalaba el pasado viernes 7 de noviembre que el Consell mantiene conversaciones con Puertos del Estado, ya que «la decisión no va a ser unilateral», sino que se tomará de forma conjunta entre ambos organismos.

Así, 24 horas después de la imputación de Rafael Aznar, Buch señalaba que cualquier decisión que se tomase había que adoptarla «tras conversar y comentarlo con el Gobierno de España», indicando que la posición del gobierno valenciano «será la misma que tenga Puertos del Estado». 

Cesados en cuestión de días

También el pasado viernes señalaron desde la Generalitat que si los actuales presidentes son cesados, lo serán ambosAdemás, la portavoz del gobierno autonómico, María José Català, indicó que se habían marcado «un escenario de días para tomar decisiones en este tema»