El actual contexto de incertidumbre y de problemas en las cadenas de suministro se trasladará a la próxima campaña navideña.

En este sentido, Salesforce calcula que las ventas del comercio electrónico en todo el planeta alcanzarán esta campaña una cifra récord de 1.200 millones de dólares en todo el mundo, unos 1.031 millones de euros al cambio.

Sin embargo, este crecimiento del comercio on-line estará marcado por un aumento del 20% en los precios finales de venta, así como por una disminución del 2% en la cantidad de pedidos.

En este entorno, la consultora estima que las ventas a través del canal on-line crecerán un 7% anual, con lo que se consolidan los cambios que se han producido en los hábitos de compra durante la crisis sanitaria.

Así mismo, Salesforce prevé un descenso del 94% en los pedidos con riesgo de retraso, de tal manera que se limitarían a 40 millones de paquetes en todo el mundo, frente a los 700 millones del año pasado.

Ante esta situación, muchos compradores optarán por relizar sus compras de manera anticipadada estas Navidades.

Además, la compañía señala varias tendencias clave que marcarán la campaña navideña de 2021, como son el impacto del aumento de los costes en las cadenas de suministro los cambios que está viviendo el papel que juegan los empleados en tienda y el retorno del consumo presencial, con lo que toma fuerza la omnicanalidad, en la que juegan un papel fundamental las redes sociales, la fidelización y las experiencias de compra personalizadas.