jordi-trius-presidente-de-la-asociacion-de-agentes-consignatarios-de-buques-de-barcelona

Jordi Trius inaugura la celebración del ‘Día del Agente Consignatario’.

Los consignatarios, como parte esencial del transporte marítimo, se enfrentan actualmente a una serie de desafíos inherentes al sector: el conflicto de la estiba, la consolidación del mercado en pocos operadores y las economías de escala que traen consigo buques cada vez más grandes.

No obstante, como colectivo profesional, los consignatarios tienen dos retos que despuntan sobre el resto: el de un mayor reconocimiento de la profesión y una formación específica y regulada para esta actividad.

Así lo ha señalado el presidente de la Asociación de Agentes Consignatarios de Buques de Barcelona, Jordi Trius, durante la celebración del ‘Día del Agente Consignatario’ en la ciudad condal.

En lo que respecta al reconocimiento oficial de la figura empresarial y de la profesión de consignatario de buques, Trius ha apuntado la necesidad de que la legislación española reconozca la figura del agente consignatario, ya que dará al colectivo «personalidad jurídica y representará también una garantía para los usuarios y una mejora en la relación con los organismos oficiales”.

El segundo reto que deben afrontar los consignatarios es el de “la formación específica y regulada de la profesión”. Para Trius, «en un mundo en el que han proliferado los estudios y grados más diversos y peculiares, parece que nuestra profesión no exista a pesar de dar trabajo a miles de personas».

Más de 9.000 escalas en Barcelona

En su discurso, el presidente de la asociación también se ha referido al puerto de Barcelona, cuya actividad “está aumentando a lo largo de este año 2017 de manera significativa en la mayoría de sus tráficos estratégicos». Seguramente este año “superaremos las 9.000 escalas en nuestro puerto, de las que más de una tercera parte serán de portacontenedores”, ha asegurado.

En palabras de Trius, estos buenos datos ponen de manifiesto, que “alguna cosa debemos estar haciendo bien como comunidad portuaria, a pesar de las dificultades y los retos que tenemos por delante”.