En el ámbito de los vehículos comerciales, Renault presenta nuevas soluciones de movilidad a través de tres prototipos desarrollados con sus socios. un prototipo de vehículo comercial con solución mild-hybrid diésel (proyecto HYDIVU), un concept exploratorio de motor diésel de dos tiempos muy pequeño y económico (proyecto POWERFUL) y, por último, un prototipo de pequeño vehículo eléctrico de reparto a domicilio sobre una base Twizy (proyecto VELUD).

Solución mild-hybrid diésel para reducir consumo y emisiones  en LCV

El objetivo de este piloto de investigación realizado en el marco del proyecto HYDIVU (híbrido diésel para vehículo comercial) es ante todo reducir el consumo de los vehículos comerciales de los clientes con alto kilometraje.

Desarrollado sobre la base de un Renault Master, este prototipo está equipado con un grupo motopropulsor que asocia máquina eléctrica (hibridación ligera) con tecnología Twin-turbo y concepción downspeeding. Combinando estas tres tecnologías, se consigue una reducción del consumo de hasta un 10 % en el uso de los vehículos con alto kilometraje.

El grupo motopropulsor se deriva del motor Energy dCi 165 twin-turbo que incorpora una máquina eléctrica de tipo alterno-motor de arranque de 48 voltios (10-12 kW) montada en la caja de velocidades: aporta par adicional, lo que reduce la carga del motor térmico. Por esta posición favorable en la cadena de tracción, puede recuperar más energía en las fases de desaceleración/frenado, que que reduce la carga del motor térmico.

La concepción ‘down-speeding’ consiste en reducir los regímenes de rotación del motor térmico alargando las relaciones de caja, que supone una reducción de los rozamientos y beneficia directamente al consumo.

Con todo ello, se ha mejorado el rendimiento termomecánico del motor con la utilización de un concepto twin-turbo de geometría variable adaptado al ‘down-speeding’ con el objetivo de combinar un par importante disponible desde los regímenes más bajos (a partir de 1000 r.p.m.) con una suavidad constante en todas las fases de utilización,.

Además la combustión mediante una presión de inyección aumentada a 2500 bares (frente a 2000 bares), permite reducir las emisiones contaminantes a la vez que se garantiza la potencia necesaria.

Motor diésel de dos tiempos muy pequeño

La presión sobre la reducción del consumo de carburante y de las emisiones de CO2 obligan a explorar vías de fuerte ruptura relacionadas con el rendimiento. Los motores que mayor rendimiento ofrecen y están generalizados en los grandes buques como los portacontenedores son motores diésel de dos tiempos. Su rendimiento es de cerca de un 50% mientras que los diésel de cuatro tiempos apenas alcanzan un 35%.

Hasta ahora, su miniaturización para aplicaciones al automóvil era imposible. El proyecto POWERFUL (POWERtrain for FUture Light-duty vehicles) permite explorar soluciones para una aplicación en el campo del automóvil.

nuevo motor diesel de dos cilindros de Renault

El motor es más ligero (se ganan 40 kg) y más compacto, por lo que es ideal para pequeñas plataformas de vehículo.

Además, esta ventaja ligada al rendimiento del ciclo de dos tiempos posee otras dos virtudes: la compacidad y el aligeramiento ya que se puede reducir a la mitad la cilindrada y el número de cilindros, bicilíndrico en este caso. El motor es más ligero (se ganan 40 kg) y más compacto, por lo que es ideal para pequeñas plataformas de vehículo.

El objetivo es fabricar un pequeño motor diésel para el automóvil aún más económico, tanto en la compra como en el uso (ventajas consumo / emisiones de CO2). Los primeros resultados son alentadores aunque están aún en fase de investigación. Las prestaciones siguen siendo algo flojas y solo se trata de momento de un estudio exploratorio.

El motor turbo diésel bicilíndrico, pasa de cuatro a dos cilindros conservando el diámetro interior y la carrera.

Se mejora la relación consumo/emisiones de CO2, gracias a un mejor rendimiento de ciclo. Los sistemas anticontaminación son más eficaces. Se oconsigue un potencial interesante de reducción de coste con respecto al diésel actual gracias a la reducción del número de componentes. Además, un motor de dos cilindros y dos tiempos posee el mismo nivel acústico que un cuatro cilindros de cuatro tiempos.

Replantear la logística urbana

Twizy Delivery Concept es un prototipo de investigación que se inscribe en el marco del proyecto VELUD (acrónimo en francés de “vehículo eléctrico para una logística urbana sostenible”).

El proyecto VELUD pretende probar en la capital francesa, un vehículo comercial ligero eléctrico que permita reducir el impacto de la actividad de reparto sobre la calidad del aire en las ciudades. Diseñado sobre la base de Renault Twizy, el prototipo explora una alternativa para el reparto en medio urbano.

Este trabajo busca probar sobre el terreno nuevos usos para la logística de la ‘última milla’. Probar el potencial de adaptación de las zonas de carga modulares según qué mercancías y definir una gestión inteligente del parque para una actividad óptima de la flota y una prestación de reparto eficaz.

Con este proyecto se espera dibujar los contornos de un futuro sistema de logística urbana que incorpore los criterios propios de la ciudad así como la evolución de la demanda de transporte relacionada con el desarrollo del comercio electrónico (entrega de la compra a domicilio, etc.)

El prototipo consta de un pequeño vehículo de propulsión eléctrica al que se añade un remolque. Este último puede acoger hasta 15 contenedores modulables en función de las cargas, con un total de 1m3.