Renault Trucks ha presentado ‘Urban Lab 2‘, un vehículo laboratorio dedicado a la distribución urbana y regional que ha sido desarrollado en el marco del proyecto de colaboración EDIT (Efficient Distribución Truck) junto con el Instituto Nacional de Ciencias Aplicadas de Lyon (Francia) y el Instituto Ifsstar.

El modelo, mostrado en última edición del Salón Pollutec, integra tecnologías innovadoras relacionadas con la cadena cinemática, la conectividad, la aerodinámica y los neumáticos, que fomentan un ahorro en el consumo del 13%.

El fabricante ha utilizado la base de un D Wide Euro 6 de 18 tn para esta iniciativa, que ha contado con financiación de los fondos Feder europeos.

En noviembre de 2016 ha llevado a cabo los primeros ensayos en circuito cerrado, estando previsto realizar pruebas en carretera en la ciudad francesa de Burdeos a partir de febrero de 2017.

Entre las innovaciones que incluye el vehículo, destaca la combinación de la tecnología stop&start, que permite detener el motor en las paradas para limitar el consumo, y un sistema micro-híbrido para recuperar la energía generada al levantar el pie del acelerador o en el frenado.

Asimismo, incluye tecnologías destinadas a ayudar al conductor mediante la conexión del vehículo a las infraestructuras.

Además, el ‘software‘ se ha configurado teniendo en cuenta el consumo y las dificultades de la distribución. En este sentido, favorece el avance en los semáforos, calculando si el consumo es menor acelerando o frenando, siempre que las condiciones y la normativa lo permitan. Así, se limitan las fases de parada y arranque que aumentan el consumo.

Mejoras en la aerodinámica

Se ha trabajado igualmente en mejorar la circulación del aire en el vehículo, adaptando cabina, chasis y carrocería de acuerdo a las recomendaciones de expertos en aerodinámica.

Para ello, se ha utilizado un vehículo carrozado con una caja frigorífica, que ha sido instalada en la base para liberar espacio en altura y mejorar la citada circulación del aire, que también se ve favorecida por las ruedas carenadas, los alerones traseros y el reemplazo de los retrovisores por un dispositivo de cámaras y monitores.

También incorpora neumáticos energéticamente eficientes, diseñados para la distribución, que favorecen la resistencia al rodamiento.