Las nuevas tecnologías están llevando los procesos de producción a un nuevo nivel de perfección y eficiencia.

En el ámbito de la producción de vehículos industriales, Renault Trucks ha anunciado que, a partir del próximo mes de enero, empezará a utilizar en su factoría de la localidad francesa de Lyon, de forma experimental, un nuevo procedimiento de control de calidad basado en la realidad mixta.

La realidad mixta supone un paso adelante en relación con la realidad aumentada, ya que permite agregar objetos de síntesis a través de hologramas en el entorno real, con el fin de que los usuarios puedan interactuar en un entorno mixto.

El sistema proporciona instrucciones a los operarios a través de un casco para ayudarles a tomar decisiones en las operaciones de control más complejas, sin tener que recurrir al papel.

Cada pieza del motor, digitalizada y superpuesta al motor real, puede verse separadamente, lo que permite dirigir al operador y validar una a una las etapas del proceso de calidad.

El uso de la realidad mixta permite reducir la duración de las operaciones de control de calidad y acelerar la formación de los profesionales.

Renault Trucks, que tiene previsto que el prototipo empiece a funcionar a nivel industrial entre 2019 y 2020, espera extender la experiencia con otras aplicaciones similares para el montaje o las labores de reparación.