tir-china-europa

Los operadores deberán contar con sellos de navegación basados en Glonass, el GPS ruso.

El Gobierno ruso tiene previsto abrir nuevas vías al transporte de mercancías, mejorando la prestación de servicios al sector, con un decreto que permite el tránsito de los productos bajo sanciones comerciales internacionales mediante el uso de un sello de navegación, según la IRU.

Rusia es uno de los países que mantiene restricciones más severas al transporte de mercancías, como refiere CETM en un comunicado, ya que desde 2014 impone sanciones comerciales respecto a ciertos productos originarios de Estados Unidos, algunos países de la Unión Europea, Noruega, Canadá y Austria, cuyo tráfico estaba prohibido en territorio ruso hasta ahora.

Merced a la publicación de un nuevo decreto se han establecido los requisitos necesarios para permitir el tránsito de estos artículos, cuyo tráfico no estaba permitido.

Entre otros aspectos, los operadores estarán obligados a tener un sello de navegación basado en Glonass, el sistema global de navegación por satélite que administra el país eslavo, tanto en el caso del transporte por carretera como para el ferrocarril con la obligación, además, de que se registren en el sistema a través de internet y tramiten una solicitud.

Para facilitar la transición ante los cambios que se han producido, la Federación Rusa no tomará medidas sancionadoras como el cobro de tarifas o multas durante los próximos seis meses.

De igual modo, las autoridades rusas tienen previsto que las novedades se extiendan posteriormente a todas las mercancías en tránsito en el territorio de la Federación Rusa, así como a la Unión Económica Euroasiática, que agrupa a Rusia, Armenia, Bielorrusia, Kirguistán y Kazajistán.