Scania y Havi colaborarán para reducir las emisiones contaminantes de McDonald's

Estos vehículos están diseñados para disminuir significativamente las emisiones de carbono en las ciudades.

Scania y Havi Logistics están desarrollando conjuntamente una serie de soluciones sostenibles para la logística y el transporte, que comenzarán a implementar en el tercer trimestre de 2017 con el fin de reducir la huella de carbono de las operaciones de transporte de McDonald’s en varios países europeos durante los próximos cinco años.

El objetivo es reducir significativamente el número de vehículos propulsados por diésel en estas operaciones, de forma que en 2021 el 70% de la flota total de camiones de Havi utilizados en el viejo continente pase a estar formada por modelos híbridos o por unidades que empleen combustibles alternativos como el gas, para disminuir significativamente las emisiones de carbono en las ciudades. Cuentan, además, con un equipo de refrigeración que ayudará a reducir el impacto contaminante de las entregas en las ciudades.

Reducción de las emisiones

Está previsto que las emisiones de CO2 caigan entre un 15% y un 40% por kilómetro conducido, dependiendo de la ruta, el combustible y las condiciones de tráfico. A tal fin, las emisiones contaminantes derivadas de los envíos del operador a los centros de McDonald’s estarán monitorizadas en tiempo real, lo que permitirá mejorar la conectividad.

Por otro lado, Scania y Havi están desarrollando un camión con equipamiento especial para recoger y reciclar los residuos de los restaurantes, con el fin de impulsar el reciclaje y disminuir las emisiones de CO2 de este tipo de operaciones.