El consejo de administración de la Autoridad Portuaria ha dado el visto bueno a mediados del pasado mes de febrero al otorgamiento de concesión administrativa a Terminal Marítima de Cartagena para la construcción y explotación de un almacén para la manipulación y almacenamiento de gráneles sólidos.

Así pues, la compañía ocupará este espacio del dominio portuario de Cartagena con una superficie total de 27.780 m² ubicada en la zona XV del enclave, durante un plazo inicial de 35 años.

Así mismo, también se han fijado unas tasas por ocupación privativa de dominio público para este 2021 de 170.847 euros al año, así como una tasa por actividad industrial de 0,19 euros por cada toneladas movida en la instalación.

Terminal Marítima de Cartagena es una terminal polivalente perteneciente a Marmedsa Noatum especializada en el tráfico de contenedores y carga de proyectos y que es la única terminal en los muelles de Santa Lucía que cuenta con almacenes portuarios cubiertos con grúas puente.

Hasta ahora, la compañía gestiona una superficie concesional en el recinto portuario cartagenero de 36.279 m² de superficie con un muelle de 800 metros de longitud, que tiene un calado de once metros.

Además, la instalación cuenta con 6.000 m² de área de almacenaje, así como medios para el movimiento de mercancía, que incluyen dos tres grúas portacontenedores, dos grúas eléctricas y una más móvil.