El sector del transporte de mercancías por carretera es cada día más consciente de un compromiso medioambiental que le lleva a apostar por vehículos alimentados por energías alternativas.

En este marco, las empresas giran sus ojos a tecnologías que les permitan reducir las emisiones contaminantes y el consumo de carburante, así como, al mismo tiempo, mantener las prestaciones y flexibilidad en sus operaciones.

Así pues, la almeriense Transportes Cabrera ha incorporado a su flota diez nuevas unidades de la serie R de Scania que cuentan con un motor de 13 litros y 410 CV, que ofrece un par máximo de 2.000 Nm y están propulsadas por GNL.

Estos nuevos vehículos, que cuentan con contrato de reparación y mantenimiento completo para cinco años, disponen de cabina dormitorio elevada y techo alto, dado que se dedicarán al transporte internacional, fundamentalmente en rutas con los países escandinavos, como Suecia.

Las unidades constituyen los primeros vehículos de gas, que tiene la compañía andaluza y con ellas se da respuesta a la petición de algunos de sus clientes nórdicos para realizar operaciones de transporte más sostenibles.

Transportes Cabrera, con sede en la localidad almeriense de Huércal-Overa, lleva más de 50 años dedicada al transporte internacional y dispone de una flota de más de 150 vehículos para transporte frigorífico.