El operador Truck One, que cuenta con más de 12 años de experiencia en transporte nacional e internacional, ha adquirido cuatro camiones de Volvo Trucks, dos de ellos de la gama FM propulsados por GNL y otros dos de la gama FE propulsados por GNC. 

Se utilizarán para realizar la distribución de los productos de La Plataforma de la Construcción, perteneciente a Saint-Gobain, para quien presta servicio desde el año 2012. En concreto, los cuatro vehículos se destinarán a las rutas del centro de Madrid y Barcelona, y permitirán abastecer a todos los almacenes de la empresa.

Se trata de los dos primeros camiones rígidos a GNL vendidos en España y los dos primeros a GNC carrozados con grúa y caja. El FM está pensado para la distribución regional, y se caracteriza por su elevada rentabilidad y unos bajos costes operativos, lo que permite aumentar su productividad.

Con un rendimiento y una facilidad de conducción comparable con el modelo diésel, se consigue un 20% menos de emisiones de CO2. Igualmente, el FE se adapta a cualquier trabajo, aumentando el tiempo de actividad, eficacia y rentabilidad del vehículo.

Los camiones, adquiridos mediante Volvo Financial Services, son compactos e incorporan una cabina aerodinámica, además de múltiples funciones de seguridad. Su menor huella ambiental facilita las entregas en un horario más amplio, sin tener que hacer frente a las restricciones de acceso a las ciudades.

En total, el operador cuenta con 42 camiones, siete de ellos Volvo, y pretende seguir apostando tanto por el gas como por los vehículos pesados eléctricos, una vez estén disponibles este tipo de modelos.