El sector de Carreteras, Urbanos y Logística de UGT en Castilla-La Mancha tiene la intención de denunciar ante la inspección de trabajo y la seguridad social a tres operadores logísticos por el abuso de contratación de trabajadores temporales y la vulneración de sus derechos laborales.

Según la central sindical, los cinco centros de trabajo de los tres operadores en los que se producirían estas prácticas están ubicados en la provincia de Toledo y son gestionados por GXO, DHL y Logisfashion.

A juicio de UGT, estas empresas han basado su modelo de negocio en lo que el sindcato estima contratación abusiva de ETTs, por lo que a sus empleados no disfrutan de permisos retributivos ni de complementos de antigüedad.

En consecuencia, la central sindical considera estos contratos fraudulentos, toda vez que tampoco contemplan la conciliación familiar, los horarios, los descansos entre jornadas, bajas, vacaciones o permisos.

Así mismo, UGT estima que esta situación se produce como consecuencia del efecto frontera que se vive en Toledo con respeto a Guadalajara y Madrid, provincias en las que los salarios del sector logística de Toledo son entre 3.000 euros y 4.000 euros más altos.

De igual modo, el sindicato afirma que la inestabilidad de los contratos, que llegan a ir por días e incluso horas, dificulta en ocasiones a los trabajadores la posibilidad de acogerse a la prestación de desempleo.

Por otra parte, UGT también pone en evidencia lo que estima abuso en la contratación laboral en el sector logístico de la región por medio de ETTs. Según sus cifras, en la provincia de Guadalajara, de las 15.000 personas empleadas en logística, 10.000 provienen en ETTs, mientras que en Toledo, de los 7.000 empleados, 5.000 son ETTs.