carretera camiones transporte

Finalmente, CCOO y UGT han convocado huelga indefinida en el sector transporte de mercancías por carretera en Madrid a partir de las 0:00 horas del próximo 27 de mayo ante la imposibilidad de llegar a un acuerdo para la renovación del convenio provincial del sector.

Según los sindicatos, tras la mediación mantenida el pasado 14 de mayo en el Instituto Laboral, no se produjo ningún avance en las posiciones de la patronal COMAT “enrocada en unos recortes de derechos sociales y económicos”, indican.

El  convenio de mercancías de Madrid lleva sin renovarse desde el año 2010. A finales del año 2011 se llegó a un acuerdo con la patronal UNO, que resultó ser un “parche” a la negociación del convenio.

En estos momentos, tras numerosas reuniones entre patronal y sindicatos, la negociación sigue prácticamente en el mismo punto, con el panorama cada vez más incierto a medida que se acerca el 7 de julio, fecha en la que finaliza la ultractividad del convenio de mercancías por lo que los sindicatos alertan que “los trabajadores del sector se encuentran abocados a la desregulación y pérdida de derechos laborales”.

«Cargarse el marco regulador»

Para CCOO y UGT, la postura de la patronal COMAT solo tiene el objetivo de “cargarse” el marco regulador del sector. De esta manera, insisten las fuerzas sindicales, “lejos de buscar acercamiento, vuelven a rescatar puntos ya descartados en reuniones anteriores, como la eliminación de la paga de marzo, el plus de nocturnidad según la fórmula de cálculo del convenio anterior, reducción en las dietas internacionales, la jornada, el complemento por incapacidad temporal, etc…

Para justificar su decisión de convocar huelga, los sindicatos alegan que asumen la situación en la que se encuentra el sector y mantienen los planteamientos de congelación salarial para los años 2011, 2012 y 2013, para que a partir del 2014 se consoliden en tablas, el 2.5% que «se firmó en el acuerdo con parte de la patronal en el 2011», recuerdan.

Asimismo, apuestan por regular una ultraactividad, que estando tasada en el tiempo, mejore la insuficiente de 12 meses que marca el Estatuto de los Trabajadores, dando oportunidad a que las futuras negociaciones se realicen con buena fe negocial,  “desde el equilibrio de partes y no desde las imposiciones patronales más propias de otros tiempos”, destacan.

Además, en este escenario de conflictividad, UGT y CCOO entienden que la Dirección General de Trabajo añade conflictividad al comunicar que la huelga debe preavisarse con 10 días y no con cincocomo ha venido siendo legal en este sector”. Por ello, para evitar entrar en conflicto legal durante el transcurso de los paros, los sindicatos han comunicado que la huelga comenzará el lunes 27 de mayo, a partir de las 00:00 horas, manteniendo su carácter de indefinida, y no el miércoles 22 como había sido convocada inicialmente.