Un DAF CF eléctrico de 26 toneladas se ha convertido en el primer camión completamente eléctrico del mundo en atravesar uno de los puertos de montaña más exigentes de Europa, la carretera alpina de Grossglockner.

Con 48 kilómetros de longitud, se trata del puerto de montaña más alto de Austria y cuenta con 36 curvas cerradas y una inclinación del 12%. Ahora, DAF ha demostrado que los vehículos de cero emisiones son perfectamente capaces de adentrarse en este tipo de áreas montañosas.

En concreto, el CF Electric se puso en el mercado en 2018 y está disponible en versión 4×2 con tractora o 6×2 rígido. Además, con una planificación inteligente y una recarga intermedia, se puede alcanzar una autonomía de hasta 500 kilómetros diarios.

Actualmente, hay unidades de este modelo en uso en Países Bajos, Alemania, Bélgica, Reino Unido y Hungría, que se utilizan para distribución de alimentos, recogida de basuras y transporte de contenedores, entre otras aplicaciones.

Sin embargo, algunos operadores de transporte se mostraban escépticos respecto al uso de vehículos eléctricos en ciertas zonas de montaña, por lo que un distribuidor de DAF, Austria Tschann, decidió que era el momento de ponerlos a prueba, con cierta ayuda por parte de DAF Trucks.

El vehículo se desplazó desde Salzburgo hasta el pie de la carretera alpina de Grossglockner por autopistas y carreteras provinciales. Una vez allí, puso rumbo al Kaiser-Franz-Josefs-Höhe por una ruta de 48 kilómetros llena de curvas cerradas y con pendientes pronunciadas.

El CF Electric pasó la prueba sin problemas, lo que demuestra que puede utilizarse en cualquier ruta por larga que sea, siempre que haya una buena infraestructura de recarga.

 

CdS-Banner-suscripcion-OJD-750x110