evolucion matriculaciones industriales

En mayo, el mercado español de vehículos industriales ha registrado un retroceso del 11%, respecto al mismo mes de 2012, y acumula, en los cinco primeros meses del año 2013, una variación negativa del 17%, continuando así con la serie de caídas de los últimos seis años.

Todos los segmentos, sin excepción, han registrado resultados negativos  en el acumulado año. Los camiones medios experimentan la mayor caída con un descenso del 20,3%, le sigue los camiones pesados con un retroceso del 17% y a continuación los camiones ligeros que se contraen un 9,4%.

La principal razón de esta situación es la continua caída de la demanda de transporte, que hace contraer la demanda de vehículos y contribuye al envejecimiento progresivo del parque.

Según la Encuesta Permanente de Transporte de Mercancías por Carretera, realizada por el Ministerio de Fomento, durante el primer trimestre de 2013 se transportaron casi un 18% menos de toneladas que en el primer trimestre de 2012, continuando la tendencia negativa de los últimos años.

Retroceso de la demanda de transporte

La demanda de transporte por carretera se ha reducido a menos de la mitad sobre el volumen de toneladas transportadas durante el año 2007, quedando en el último trimestre de 2013 en solo un 42%. Las toneladas transportadas para 2013 se han estimado en base a los datos del primer trimestre y la tendencia de la  evolución de los últimos seis años.

El otro factor, que incide negativamente en la demanda de vehículos industriales, es que la renovación del parque se hace bajo mínimos, imprescindible para renovar autorizaciones de transporte, y la antigüedad del parque circulante español de vehículos industriales sigue creciendo. En algunos segmentos más del 90% de vehículos tienen más de 5 años de antigüedad (Camiones medios) y el resto de segmentos es igualmente viejo, superando el 80% este tramo de antigüedad.

Bonificaciones en la compra de camiones

Para luchar contra esta situación, Aniacam alerta de que es preciso que se produzca una mejora en el tejido empresarial, un incremento del empleo y del consumo, para que la demanda de transporte permita al mercado  de vehículos industriales recuperar el ritmo de ventas necesario para su desarrollo y sostenimiento.

Para el mantenimiento de este sector, insiste la asociación, se hace necesario un plan urgente del Gobierno, de forma parecida a como se hizo en tiempos pasados, ofreciendo financiación a los compradores de camiones para que puedan renovar las flotas. Esta financiación podría hacerse como en otras ocasiones, con fondos ICO y bajos intereses, incluso con un periodo de carencia de intereses que incentive el crédito.

Ahora el sector pide este tipo de financiación como única solución para salvar a todo el colectivo del transporte, desde las marcas de camiones hasta los propios transportistas. Y parece ser una petición desesperada, porque las cifras no se van a  sostener durante más tiempo.