Zona de Control de Emisiones (ECA)

Zona de Control de Emisiones de Azufre (SECA).

El próximo 1 de enero de 2015 entrará en vigor la nueva normativa europea ‘Sulfur Emission Control Area’ (SECA), que reducirá el contenido máximo de azufre en el combustible utilizado en el transporte marítimo, del 1,0% actual al 0,1%.

El área que será controlada por las autoridades engloba el norte de Europa, incluido el Mar Báltico, Mar del Norte y el Canal Inglés, y 200 millas náuticas de las costas estadounidense y canadiense en América del Norte.

Durante los últimos meses, los principales operadores marítimos vienen anunciando un más que probable aumento en el precio de los fletes para paliar el mayor precio del combustible bajo en azufre que deberán utilizar para cumplir con los nuevos límites de emisiones. Como ejemplo, cabe recordar que el pasado mes de septiembre MSC hizo públicas sus nuevas tarifas argumentando que el incremento se debía al aumento de los costes derivados de la nueva norma.

En este contexto, la petrolera ExxonMobil ha lanzado el combustible marítimo ‘Premium HDME 50’, asegurando a los consumidores que ofrece potenciales beneficios de rendimiento y seguridad en comparación con el gasóleo marítimo.

El HDME 50 es una mezcla entre el nuevo gasoleo marítimo con bajo contenido en azufre y el fuelóleo pesado que ha venido siendo utilizado por los buques, logrando la reducción de la emisión de azufre del 0,10% al igual que el primero, pero manteniendo los niveles de inflamación y volatilidad del fuel pesado.

Un 10-20% más barato

Actualmente, el combustible es ya suministrado a varias navieras que operan en los puertos holandeses de Rotterdam y Amsterdam y en el puerto belga de Amberes, en los que ExxonMobil suministra de forma directa a sus clientes este tipo de combustible.

Si bien no se conocen los precios reales del nuevo combustible, éste podría ser entre un 10% y un 20% más barato que el gasóleo bajo en azufre que las navieras deberán empezar a utilizar en enero, para cumplir con las normativas europeas.

Visto bueno de la industria

Antes de que se lanzase al mercado, el HDME 50 fue probado por el operador Wallenius Wilhelmsen Logistics, examen en el que se observó que el mismo es adecuado tanto para los motores principales y auxiliares como en las calderas.

Además, la compañía no ha recibido ninguno tipo de objeción por parte del fabricante MAN Diesel & Turbo para la utilización de este combustible en sus motores marítimos.