El presidente de UNO, Gonzalo Sanz, ha reivindicado un plan de reequilibrio y mejora de la cadena logística y de transporte española en forma de ley que logre un sector más armonizado y una concentración racional de la oferta actual.

Esta reivindicación la ha realizado durante la presentación del “Estudio de caracterización del sector del transporte y la logística en España”, que UNO ha realizado en colaboración con la consultora Everis, y que ha sido presentado este jueves en Madrid coincidiendo con la celebración del asamblea general de la patronal.

Este plan debe atajar los dos problemas fundamentales que sufre el sector de logística y transporte en nuestro país, como es la gran dispersión y atomización empresarial y el deficiente funcionamiento de la subcontratación en el sector.

Comparativa con Alemania

El estudio ha aportado una imagen del sector que aunque en líneas generales es conocida no deja de sorprender con los datos recopilados. Así, el mercado español de transporte y logística tiene cuatro veces más empresas y un 30% más de empleados que Alemania, a pesar de que el país germano cuenta con un sector logístico un 60% mayor que el nuestro. Además, el 95% de las empresas tienen menos de 10 trabajadores, cuentan con una facturación media baja y una gran dispersión geográfica.

Por ello, Sanz no duda en calificar esta fragmentación como “insoportable”.

A pesar de estos datos, el estudio también deja claro la importancia del sector en la economía española al representar una facturación de 42.440 millones de euros en 2009, un 5,5% del PIB y dar empleo a 850.000 personas. De este volumen de facturación, más del 33% lo genera la cadena de subcontratación, lo que a vista de UNO es “excesivo” por la “distorsión” que provoca en el mercado.

Discurso Gonzalo Sanz en jornada de UNO

El presidente de Uno, Gonzalo Sanz, durante su intervención en la jornada

Mejorar la eficiencia

Sanz no ha pasado por alto la mejora en la eficiencia que debe acometer la gestión de la cadena de suministro española al representar un coste logístico en los productos del 6,5% frente al 5,5% de media en Europa. Al mismo tiempo, el presidente de UNO ha pedido poner fin a la “excesiva dependencia de la eficacia de la carretera”.

Por todo ello, la patronal propone una visión de la cadena de suministro como un concepto coordinado y global, parar la comoditización que sufre el sector, trabajar en mejorar la cadena de subcontratación orientándola a la aportación de valor real de todos los actores, luchar contra la precariedad de las relaciones contractuales, fomentar el uso del contrato del transporte, aumentar el tamaño de las empresas españolas e impulsar su internacionalización”.

En el aspecto de las infraestructuras, Gonzalo Sanz ha reconocido que la planificación no se ha hecho en muchas ocasiones bien ni pensando en el sector de transporte y logística. En este sentido, cree necesario impulsar mecanismos para iniciar una profunda renovación del parque logístico “porque sobran muchos m² de suelo logístico obsoleto”. Asimismo, apuesta por un plan Director Nacional de Infraestructuras consensuado con el sector y con la demanda real.

Uno ha solicitado un consenso de todos los implicados para abordar esta profunda reorganización en el sector y definir los mecanismos financieros necesarios y contar con el apoyo de la administración. En todo caso, y para evitar susceptibilidades, Sanz advierte que su propuesta no van en ningún caso encaminada a pedir una modificación de los pesos dentro del Comité Nacional del Transporte por Carretera (CNTC), “lo que digo simplemente es que el sector ya no es como hace veinte años, ha cambiado profundamente y debemos saber adaptarnos a la nueva realidad”.