Con el comienzo de su producción previsto para marzo del año que viene y aprovechando la expectación que genera la llegada de nuevos vehículos eléctricos, especialmente en los ámbitos de transporte local y regional, Volvo Trucks inicia las ventas de sus camiones eléctricos Volvo FL y Volvo FE en los mercados de Suecia, Noruega, Alemania, Suiza, Francia y los Países Bajos.

Ambos modelos se han desarrollado en colaboración con un grupo de clientes que operan en la localidad sueca de Gotemburgo y que han valorado positivamente la respuesta de la línea motriz, la aceleración sin interrupción y la poca rumorosidad de los camiones, con el doble reto de conseguir unidades con la máxima carga útil y, al mismo tiempo, con la mayor autonomía posible.

Para ello, las soluciones tecnológicas de la marca tendrán en cuenta una serie de parámetros, como los ciclos de conducción, la capacidad de carga y el análisis de ruta con el fin de maximizar la capacidad de la batería de la manera más eficiente posible.

Los camiones Volvo FL Electric y Volvo FE Electric han sido desarrollados para servicios de distribución, gestión de residuos y otras aplicaciones de transporte urbanoPor un lado, el Volvo FL Electric tiene una MMA de 16 toneladas, mientras que la MMA del Volvo FE Electric es de 27 toneladas.