El sector de la paqueteria se recupera

Las aplicaciones más inmediatas de la tecnología blockchain en logística tienen que ver con trazabilidad.

La tecnología blockchain supondrá una nueva vuelta de tuerca a la gestión logística con múltiples aplicaciones que, según aseguran muchos expertos, facilitarán el intercambio de información a lo largo de la cadena de valor, lo que, a su vez, podría contribuir a simplificar la gestión de la cadena de suministro, al tiempo que mejora la seguridad de todo el flujo de mercancías.

Una de las múltiples aplicaciones del blockchain en la logística que parecen más factibles a corto plazo es la que tiene que ver con la trazabilidad.

En este sentido, la norteamericana Walmart ha desarrollado un paquete inteligente para e-commerce especialmente diseñado para el transporte de productos perecederos y productos alimentarios, cuya trazabilidad puede realizarse a través de esta innovadora tecnología. La idea consiste en incluir en cada envío de comercio electrónico un dispositivo que incorpore todos los datos del envío, como puedan ser su contenido, requerimientos de temperatura o su posición, y que podría compartirse con todos los agentes que intervienen en la cadena de cada producto concreto.

Así mismo, este dispositivo podría utilizarse de manera conjunta con otros sistemas de posicionamiento y trazabilidad que emplean las empresas de transporte y logística para hacer un seguimiento de la mercancía a lo largo de la cadena, con el valor añadido de desintermediación y de seguridad en la transmisión de la información que aporta la tecnología blockchain, e incluso abre la posibilidad de integrarse con los sistemas de guiado para vehículos autónomos en un futuro.

Además de Walmart, otras empresas de todo el mundo como Nestlé están desarrollando ideas para aplicar la tecnología blockchain para mejorar la trazabilidad de productos alimenticios.