Terminal de contenedores en el puerto de Castellon con vias de ferrocarril

La Autoridad Portuaria de Castellón acometerá importantes inversiones durante los próximos años.

El puerto de Castellón prevé que el próximo ejercicio 2017 será un año «fundamentalmente inversor”, en el que se iniciará la urbanización de la dársena sur, la conexión ferroviaria entre las dos dársenas mediante un puente y la construcción de nuevo atraque de fluidos en la dársena sur.

Así lo ha señalado el presidente de la Autoridad Portuaria de Castellón, Francisco Toledo, en el balance que ha hecho de su primer año al frente de la instalación portuaria.

El puerto de Castellón cerró el ejercicio 2015 con un beneficio neto cercano a los seis millones de euros, un 54% más que en 2014, y un importe neto de la cifra de ingresos de 25.645.123 euros. Esta mejora en los resultados económicos ha permitido a la instalación portuaria plantear para 2017 una bajada de tasas y un incremento en bonificaciones para ganar competitividad. 

Además, 2016 ha sido el año en el que se ha firmado la reestructuración de la deuda de PortCastelló, que permite disminuir notablemente el presupuesto dedicado al servicio de la deuda, acometer infraestructuras productivas y aprobar un plan de inversiones hasta 2020 por valor de casi 70 millones de euros.

Para el puerto de Castellón, el éxito de las actividades puestas en marcha durante el último año se constata en la apuesta de las tres grandes navieras del mundo por este recinto portuario: CMA-CGM, MSC y Maersk.