amazon-barcelona

Las instalaciones tendrán una superficie útil de más de 28.000 m².

Amazon tiene previsto que su nueva plataforma de distribución ubicada en el municipio barcelonés de Barberá del Vallés esté plenamente operativa este próximo otoño.

Las instalaciones tendrán una superficie útil de más de 28.000 m² y se encargarán de gestionar los paquetes recibidos desde los centros logísticos de Amazon, antes de que sean transportados a las estaciones logísticas, donde finalmente serán recogidos por los conductores para entregarlos a los clientes.

Este nuevo centro de Barberá del Vallés, con una plantilla total de 230 empleados, es el séptimo que abre la multinacional estadounidense en la provincia de Barcelona y, de igual modo, será el primero de toda Europa en contar con la tecnología ‘Pegasus Drive’ para la gestión automatizada de paquetes con robots.

En este sentido, y por lo que respecta a su operativa logística, la instalación aprovecha como base la tecnología de las plantas de almacenamiento de Amazon Robotics ya utilizada en los centros logísticos de la multinacional, donde los robots, denominados ‘Pegasus Drive’, se desplazan dentro de un área, gestionando paquetes individuales que reciben en su cinta transportadora y lo colocan en la rampa adecuada en función del punto de destino.