Hasta ahora, Amazon almacenaba en su tupida red de plataformas e instalaciones logísticas su mercancía propia de manera exclusiva. Sin embargo, esto parece que ha empezado a cambiar desde finales de este mes de agosto.

Según informa Reuters, la estadounidense ha empezado a ofrecer servicios de almacenamiento a las empresas que venden en su plataforma de comercio electrónico en los Estados Unidos desde este 31 de agosto.

El servicio incluye, al parecer, no solo productos destinados a la venta en el canal on-line de Amazon, sino también de aquellos que se destinan a la venta al pormayor o que se envían a la gran distribución.

Además, la compañía norteamericana también ofrece servicios de distribución de estos productos, en una iniciativa que pretende aprovechar la reducción de costes logísticos que puede suponer para las empresas que utilizan su plataforma.

Este proyecto coincide con el movimiento que viene realizando Amazon en los últimos meses para reducir su ritmo de apertura de nuevas instalaciones logísticas, una vez que el impulso generado por la pandemia en el comercio electrónico parece haberse evaporado, a medida que se ha ido superando la crisis sanitaria.

En este sentido, este nuevo servicio permitiría un aprovechamiento más completo de toda la red de plataformas del gigante del comercio eletrónico.

 

CdS-Banner-suscripcion-OJD-750x110