Tras conocerse que el sector del transporte de mercancías ha quedado fuera de la línea de ayudas aprobada por el Gobierno para ayudar a los diferentes sectores económicos, desde la Asociación de Transportistas Autónomos han querido denunciar este «trato desigual» frente a otros colectivos.

La situación no es nueva, dicen desde ATA, que desconoce el criterio que ha utilizado el Ejecutivo para tomar esta decisión, pero califica de «desprecio» la exclusión del sector, que tenía muchas esperanzas puestas en estas ayudas.

La situación está generando gran preocupación, ya que las ayudas sí están contempladas para colectivos como los intermediarios y operadores logísticos que contratan a los transportistas.

A juicio de la Asociación, el colectivo está sufriendo «de forma especialmente grave» los efectos de la crisis. Esta situación, que es «claramente discriminatoria«, no se justifica en absoluto, ya que se ha establecido un criterio cuantificable para evaluar qué empresas han sufrido pérdidas, por lo que excluir a un sector en especial, frente a otros, cuando existe un criterio económico, resulta, claramente discriminatorio.

Para ATA, este nuevo desplante supone una muestra más de cómo los transportistas son utilizados cuando son necesarios, pero «despreciados y ninguneados cuando se trata de recibir algún tipo de ayuda«.

Los transportistas autónomos exigen al gobierno «una inmediata rectificación«, ante este desprecio a la profesión que pone en entredicho el valor de la carta que remitió en abril el ministro de Transportes, José Luis Ábalos, para “agradecer su contribución fundamental durante estos meses para la continuidad del funcionamiento de las actividades esenciales”.