aeropuerto_barcelona_el_prat

Como parte del desarrollo, 58 hectáreas se destinarán a plataforma logística.

La escasez de suelo logístico en el entorno de la ciudad de Barcelona es un grave problema que está generando que las rentas se eleven y que no puedan llevarse a cabo operaciones para suelo logístico tanto llave en mano como a riesgo sobre grandes superficies pese a que existe demanda.

En una situación de escasez como la que se vive actualmente en la capital catalana, el anuncio del ministro de Fomento realizado esta misma semana para acometer un gran desarrollo de suelo para usos logísticos e industriales en los terrenos del aeropuerto de El Prat ha sido bien recibido, aunque la actuación se plantea a 20 años vista y deja gran parte del peso del desarrollo a la iniciativa privada.

El plan prevé la urbanización de 328 hectáreas en el aeropuerto de El Prat para crear un polo logístico de gran magnitud con 1,85 millones de metros cuadrados de suelo edificable, que pilotará Aena y que prevé una inversión público-privada de 1.264 millones de euros en las próximas dos décadas.

De la citada superficie, Fomento estima que 75 hectáreas se dedicarán a la implantación de empresas de comercio electrónico, mientras que otras 58 hectáreas se dedicarán a la construcción de una plataforma logística, que puede contribuir a desahogar la falta de suelo para operadores logísticos y de transporte que existe en la Ciudad Condal.

Esta actuación es, como ha explicado el ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, el mayor proyecto de desarrollo urbanístico de toda Europa.