Algunas de las principales navieras del planeta se han embarcado en una carrera por convertirse en integradores logísticos, con capacidad para gestionar cadenas de suministro de manera global, más allá del simple transporte marítimo.

Esta tendencia supone un paso adelante de los grupos navieros por aprovechar los cambios que está provocando la pandemia en las cadenas de suministro más internacionalizadas, que buscan ser más resilientes, por lo que estarían buscando interlocutores únicos con el fin de simplificar la gestióin y garantizar unos suminisstros que en momentos como los actuales no parecen asegurados.

En este contexto, CMA-CGM ha cerrado un acuerdo con Ingram Micro para la compra de acciones y activos de sus divisiones de comercio y de servicios de ciclo de vida.

Además, la operación también incluye la compra de la plataforma tecnológica basada en la nube Shipwire y del área de negocio de servicios tecnológicos para logística en América del norte, Europa, Iberoamérica y Asia-Pacífico, por un importe total de 3.000 millones de dólares, equivalentes a 2.650 millones de euros al cambio, que se financiará con recursos propios de la naviera francesa.

La adquisición forma parte de la estrategia del grupo galo para desarrollar soluciones globales de transporte y logística, por lo que está acelerando las inversiones para fortalecer su red logística internacional, con el fin de diseñar soluciones de gestión pensadas para aumentar la resiliencia y fluidez de la cadena de suministro.

Así mismo, CMA-CGM espera que la operación complemente la oferta de servicios logísticos a terceros que ya ofrece a través de Ceva Logistics.

Se espera que se cierre esta transacción, una vez se obtenga el visto bueno de las autoridades de competencia, durante la primera mitad de 2022.

 

banner-suscripción-a-cadena-de-suministro-750x110px