El comercio electrónico ha seguido siendo más que nunca el asidero al que se ha agarrado Correos para salir adelante en un año tan complejo y difícil como ha sido 2020.

En concreto, el operador postal público ha gestionado 208,9 millones de envíos de paquetería y cartas urgentes durante 2020, un 8,39% más que durante el año anterior.

Buena parte de este notable crecimiento de la paquetería se debe al aumento del volumen de envíos durante la reciente campaña de Navidad, en la que el Grupo Correos gestionó 51,1 millones de paquetes, un 31% más que el mismo período de 2019.

Por cómputo diario, el pasado 28 de diciembre, la empresa pública movió un total de 2.405.006 envíos en un solo día, la cifra más alta de su historia, mientras que el pasado 4 de enero también registró un pico de 2.390.077 envíos.

Los registros indican claramente la tendencia del mercado español el año pasado, cuando las medidas de confinamiento de la población y de restricción de la movilidad han impulsado los pedidos domiciliarios, con una ampliación del espectro de clientes que acuden al canal ‘on-line‘, así como de nuevos productos, como perecederos y alimentación, incorporados al comercio electrónico parece que de manera definitiva.