El e-commerce y la distribución omnicanal siguen creciendo de forma imparable y los clientes requieren una logística cada vez más exigente. Por ello, la robotización de los almacenes se ha convertido en una necesidad, que permitirá afrontar la demanda, crecimiento y estacionalidad de cada negocio.

DSV Solutions Spain multiplicará la capacidad logística de su almacén robotizado DSV Fulfilment Factory en Molins de Rei, gracias al sistema AutoStore.

Un año después de confiar a Element Logic la automatización de este centro multiplanta, han firmado un nuevo contrato para la ampliación de estas instalaciones. Así, se ha acordado un incremento de la capacidad de almacenamiento en 40.000 cubetas, 38 robots y siete puertos bidireccionales tanto para reposición de mercancía como para picking.

De esta forma, la instalación pasará a contar con una capacidad total para 65.000 cubetas, 63 robots y 15 puertos, pudiendo gestionar más de 3.000 líneas de pedido por hora, reducir de forma drástica los errores de picking y aumentar la productividad y ergonomía.

Tras esta extensión, el operador prácticamente triplicará la capacidad de su almacén, convirtiéndolo en una de las mayores instalaciones AutoStore del país. El objetivo es responder al crecimiento de la logística del e-commerce y dotar de mayor capacidad y agilidad a su operativa en este centro.

La solución está pensada tanto para los clientes actuales como para los futuros, que podrán beneficiarse de una mayor flexibilidad, eficiencia y rentabilidad en sus operaciones.

El centro de Molins de Rei forma parte de los 20 centros equipados con la tecnología AutoStore de Element Logic que DSV está desplegando en Europa, Norteamérica y Asia-Pacífico bajo el concepto de ‘DSV Fulfilment Factory‘.

 

CdS-Banner-suscripcion-OJD-750x110