La percepción económica de los consumidores tras la pandemia oscila entre la prudencia y el optimismo. Así se deduce del Estudio sobre el Consumo Navideño que ha elaborado Deloitte para 2021, según el cual el 62% de los españoles gastará más en sus compras navideñas este año.

La mejora sanitaria y económica, así como el fin de las restricciones de movilidad, impactarán positivamente en los patrones de consumo, siendo diciembre el mes preferido para realizar estos gastos en el 53% de los casos.

Si bien es cierto que en los últimos años, noviembre había concentrado cerca de un tercio de las compras, en este caso el porcentaje se reducirá al 27%. En cualquier caso, fechas como el Black Friday o el Cyber Monday seguirán acumulando un volumen importante de las compras previstas para el período navideño.

Como novedad, el estudio señala que un 20% de los consumidores tiene previsto retrasar sus compras navideñas hasta enero buscando las rebajas, aunque la previsión podría variar a medida que se acerque el período navideño, por el miedo a los retrasos en la cadena de suministro.

Además, la pandemia ha incrementado el consumo en el canal ‘on-line’, que alcanza un porcentaje del 36%, utilizándose principalmente para la compra de viajes y regalos. También tiene mayor relevancia en la adquisición de dispositivos electrónicos, móviles y juegues.

En este sentido, el 40% de los consumidores opta por el modelo ‘Click & Collect’, y conviene apuntar que las marcas y retailers tradicionales han conseguido robar cuota de mercado a los ‘pure players‘.

No obstante, el canal físico continúa siendo el principal para los gastos navideños, con el 64%, siendo la opción preferida de los españoles las tiendas locales y los grandes almacenes. Respecto al método de pago, la tarjeta sigue siendo el preferido por los consumidores españoles, una tendencia que se ha acelerado desde que comenzó la pandemia.

 

banner-suscripción-a-cadena-de-suministro-750x110px