Prohibido el trafico a los camiones por la N-II que se han de desviar a la AP-7 en tanto no se desdoble la nacional

El levantamiento de la prohibición se ciñe al tramo que va desde la Junquera hasta Fornells de la Selva.

El Servei Català de Tránsit ha dejado de manera temporal sin efectos la restricción de circulación que impide la circulación de vehículos o conjuntos de más de 26 toneladas y cuatro ejes o más en la N-II entre los municipios gerundenses de La Junquera y Fornells de la Selva.

Las autoridades autonómicas estiman que lo que califican de «situación excepcional en cuanto a la movilidad por las carreteras de Gerona como consecuencia de las últimas manifestaciones que han comportado varios cortes de carreteras en esta demarcación, se ha producido una acumulación de vehículos pesados en la N-II en sentido Francia» hace necesaria «la adopción de decisiones destinadas a paliar esta acumulación de vehículos motivada por los cortes».

Así mismo, el servicio catalán de tráfico tiene previsto mantener levantada esta restricción de manera indefinida«mientras subsistan las causas que han motivado su adopción».

Sin embargo, la medida no contribuye a aligerar el paso fronterizo de los camiones por una N-II que tiene una alta densidad de tráfico y que, como en lo que llevamos de semana, quedará prácticamente colapsada, mientras que la autopista de peaje mantiene incidencias que, de igual modo, también se han reproducido al otro lado de los Pirineos, en Irún.