Obras de mantenimiento en el ferrocarril

La mayor parte de las inversiones en seguridad se destinarían al ferrocarril.

España dispone de un sistema de transporte seguro, aunque con determinadas áreas de mejora, según un informe sobre la seguridad en los transportes y las infraestructuras presentado por el Ministerio de Fomento al Consejo de Ministros la semana pasada.

El trabajo diseña un plan de acción con ocho ejes estratégicos entre los que se han distribuido las más de 60 iniciativas propuestas para la mejora de la seguridad, centrados en el refuerzo de la inversión en materia de seguridad, de las organizaciones de supervisión y control y creación de un nuevo organismo para la investigación técnica de accidentes y de la seguridad frente a actos ilícitos.

Así mismo, el informe también propone medidas normativas, de la gestión operativa en casos de emergencias y crisis, de refuerzo de la ciberseguridad, de desarrollo de políticas de I+D+i en el ámbito de la seguridad y de fomento de la cultura de la seguridad.

El informe propone un gasto en inversiones y actuaciones en seguridad para las infraestructuras del país este año de 5.208,2 millones de euros, un 59,89% más que en 2018 y que se destinarían en gran parte a un paquete de medidas de refuerzo de la seguridad ferroviaria, que abarca tanto un programa extraordinario de actuaciones para el mantenimiento de la red como un plan de mejora del equipamiento de su seguridad, así como el uso intensivo de nuevas tecnologías y la I+D+i para la mejora de la seguridad

De ellos, 3.971,7 millones irían a mantenimiento de infraestructuras, 610,5 millones a seguridad operacional y 626 millones a seguridad frente a actos ilícitos.