La integración vertical, el éxito de Ikea

Ikea refuerza su superficie logística tras su desembarco en el e-commerce.

Ikea instalará en la localidad barcelonesa de Valls el centro logístico desde el que gestionará la venta on-line para España, Portugal y el sur de Francia. Según ha señalado el director general de Ikea Ibérica, Tolga Öncü, en una entrevista concedida a El País, el centro podría estar listo después del verano de este 2017. 

La Unidad Central de Paquetería (CPU) distribuirá la venta on-line hacia el resto de centros logísticos que la compañía espera desplegar para acercarse a los domicilios de los clientes. El centro tarraconense estará totalmente automatizado y distribuirá entre 7.000 y 9.500 referencias.

Por otro lado, el Incasòl, propietario de unos terrenos en el extremo norte del polígono industrial de Valls, ha confirmado que una empresa de logística vinculada a la multinacional sueca quiere comprar una parcela de más de 50.000 m² por 2,8 millones de euros.

Por el momento, en los almacenes actuales que Ikea tiene en el municipio tarraconense, 25 nuevos operarios empezarán a trabajar para este nuevo canal. Con el nuevo CPU, la plantilla destinada a la logística del e-commerce superará el centenar de trabajadores.

El director de Ikea para la península también ha señalado que la unidad central de paquetería está actualmente «en un proceso de tendering». «Estamos preguntando a empresas que quieran trabajar con nosotros para operarlo», ha apuntado.