Tras ocho meses de trabajo, las obras de mejora de los cierres perimetrales que ha llevado a cabo la Autoridad Portuaria de Vigo en la Terminal de coches de Bouzas y en los muelles comerciales han llegado a su fin.

Con estos trabajos se busca mejorar la seguridad del recinto, al actuar sobre el cierre perimetral en esta zona del recinto portuario olívico para reforzarlo con una valla de unos tres metros de altura.

Así mismo, la Autoridad Portuaria de Vigo ha llevado a cabo en los últimos meses diversas mejoras en los accesos a la terminal de coches, entre las que destacan el nuevo edificio de control de accesos, con una inversión de 252.639,36 euros.

De igual modo, también se han reordenado los accesos, con un presupuesto de 996.866,45 euros, así como los controles de acceso a esta zona portuaria, por valor de 272.874,96 euros.

Por otro lado, acaba de licitarse la nueva señalización para los accesos por un importe de 120.765,97 euros y que consistirá en la colocación de un pórtico luminoso de leds de 11 metros en el nuevo acceso, así como diversas unidades de señalización ubicadas en las intersecciones que dan acceso a la Terminal para dirigir los nuevos flujos de tráfico.

Además, está en fase de proyecto la ejecución de un nuevo puesto para el control aduanero fronterizo por parte de la Guardia Civil, reubicando el actual para el control de la mercancía en la salida de la terminal,  con un presupuesto estimado de 120.000 euros.