La crisis sanitaria supone un constante vaivén al que parece ir adaptándose el transporte europeo, a la espera de que las tan ansiadas vacunas permitan encontrar un camino de salida para la grave crisis sanitaria.

En este marco cambiante, Sixfold sí que ha detectado que durante el pasado noviembre los camiones han recorrido un 8% menos distancia que en octubre, lo que implica menos recorridos.

Por otra parte, ha seguido aumentando el porcentaje de flota parada hasta colocarse un 3% por debajo de un mes similar en condiciones normales.

En este mismo sentido, la capacidad de la flota europea de transporte también mejora hasta colocarse en un 3% menos que en niveles previos a la crisis.

Consecuentemente, parece que el sector ha aprendido a convivir con los efectos de la crisis sanitaria, toda vez que no se registran retrasos en los pasos fronterizos y el nivel de actividad alcanza unos registros comparables a los existentes en el continente europeo antes de la llegada de la pandemia la pasada primavera.