Desde hace varios meses, está disponible el nuevo Volvo FH con el sistema I-Save incorporado, que permite reducir los costes de combustible en hasta un 7% en las operaciones de larga distancia, combinando el nuevo motor D13TC con otras funcionalidades.

Este tipo de motorización genera un par más alto a bajas revoluciones, por lo que se necesita menos aceleración y combustible para mantener una velocidad constante en el tráfico de la autopista. En combinación con I-See, permite subir pendientes en una marcha más alta, ahorrando combustible sin perder velocidad.

Para explicar a los clientes de la marca todas sus ventajas, el fabricante sueco está celebrando diferentes jornadas para que los profesionales de cada zona puedan conocer a la perfección el funcionamiento y beneficios del I-Save.

La primera ha tenido lugar en el concesionario oficial Sanfer de Talavera de la Reina, en Toledo, y ha contado con la asistencia de unos 25 clientes interesados en esta nueva solución, que ya está marcando tendencia en el mercado. En las próximas semanas, el fabricante celebrará varias jornadas en otros tantos concesionarios oficiales repartidos por todo el país.