La fijación de los precios del transporte es uno de los principales caballos de batalla entre los transportistas y sus clientes, en un escenario en el que las empresas del sector tienen un alto grado de atomización y, consecuentemente, un escaso poder de negociación frente a grandes grupos empresariales.

Para atajar esta situación, Fenadismer ha venido estos años poniendo a disposición de sus transportistas asociados «todo el apoyo jurídico necesario para que puedan entablar demandas por competencia desleal contra sus clientes cargadores o intermediarios que les impongan unos precios por sus servicios de transporte por debajo de los costes mínimos de explotación».

Para determinar estos costes, la entidado utiliza como referencia los registros que constan en el Observatorio de Costes del Transporte publicado por el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, exigiendo a tal efecto las indemnizaciones que procedan por las diferencias no percibidas.

En este sentido, la última demanda interpuesta se ha producido el pasado 10 de enero en los Juzgados de lo Mercantil de Córdoba, en la que el transportista le reclama a su cliente, que le ha resuelto unilateralmente su contrato, la cantidad de 36.000 euros más los intereses legales en concepto de indemnización por lo dejado de percibir durante su relación contractual.

 

banner-suscripción-a-cadena-de-suministro-750x110px