El grupo francés Idec dedicado a la promoción, construcción e inversión en parques logísticos y comerciales, ha presentado en Algeciras, el desarrollo del Puerto Seco de Antequera, una nueva zona logística e industrial XXL en el sur de Andalucía.

Se trata de una iniciativa público-privada en la que Idec cuenta con el 38% de las acciones, que cuenta también con la participación de la Junta de Andalucía, cuya implicación se ha traducido en la declaración del área como zona de interés público, y del Grupo Acotral. La logística ocupará una parte importante de este puerto debido a su óptimo emplazamiento geográfico. Se desarrollará sobre un superficie total de 350 hectáreas y contará además con una terminal intermodal de 200.000 m².

La multinacional francesa acometerá esta ambiciosa actuación en el cruce de caminos de Andalucía, atravesada por el Ramal Central de los corredores Mediterráneo y Atlántico de las Redes Transeuropeas de Transporte, y en la proximidad de los puertos de Algeciras, Málaga y Cádiz.

Patrice Lafargue, presidente de Idec, ha destacado, durante la presentación efectuada en la tarde de este miércoles en Algeciras «la ambición que tenemos todos por la puesta en marcha de Puerto Seco, ya que nos hemos convertido en desarrolladores y promotores, anticipándonos siempre a la demanda de nuestros clientes, a los que debemos ofrecer soluciones globales«.

El proyecto es conocido como el «megahub Andalucía», concepto remarcado por Gerardo Landaluce, presidente de la Autoridad Portuaria de la Bahía de Algeciras, que ha defendido que «la logística se desarrolla de hub a hub, lo hacemos con Aragón y del mismo modo con Antequera, que también quiere trabajar con nosotros para darle conectividad marítima y vincularlo al resto del mundo«.

Se desarrollará sobre un superficie total de 350 hectáreas y contará además con una terminal intermodal de 200.000 m².

Primer parque de ‘Energía Positiva’ de Europa

La dimensión energética es otra parte esencial de este proyecto cuyo objetivo es la autonomía energética y la limitación de la huella de carbono. Con un enfoque medioambiental y una dimensión energética sostenible, el desarrollo se ha concebido para integración en el entorno, mediante la utilización de los recursos naturales a su disposición.

Se persigue así la autonomía energética, limitando al máximo su huella de carbono mediante su mix energético. Para ello, los edificios estarán construidos con materiales sostenibles y toda la energía producida localmente se distribuirá entre todos los usuarios de la zona gracias a un completo sistema de geotermia que abarcará todo el parque.

Para ello el parque va a utilizar el viento, el agua y el sol para producir una energía sostenible. Se está estudiando además la instalación de una central eléctrica de hidrógeno. Por su parte, el excedente de energía producida se podrá distribuir, almacenar o inyectar a la red eléctrica nacional.

Las obras de acondicionamiento del puerto seco de Antequera comenzaron el pasado mes de junio. Se espera la puesta a disposición de la primera fase del proyecto, que abarcará una superficie edificable de 372.000 m².