Cumpliendo con el plazo previsto, Iveco y Nikola han inaugurado ya su planta de producción de camiones eléctricos en la ciudad alemana de Ulm. La instalación empezará a producir el modelo Nikola Tre a finales de año, con el objetivo de realizar las primeras entregas a clientes seleccionados de Estados Unidos en 2022.

La planta cuenta con 50.000 m², la mitad en área cubierta, y un proceso de montaje final especialmente diseñado para vehículos eléctricos. Actualmente se calcula que la planta puede fabricar unas 1.000 unidades por turno al año, aunque se espera que, a lo largo de los próximos años, esta cifra vaya aumentando de manera progresiva.

Además, se prevé que funcione según los principios del ‘World Class Manufacturing’: cero residuos, cero accidentes, cero fallos y cero sobrestock. En esta línea, se realizará una gestión totalmente digital del área de producción, lo que garantiza un seguimiento de la trazabilidad de las operaciones sin utilizar el papel.

Basado en la plataforma del camión Iveco S-Way, el Nikola Tre cuenta con un eje eléctrico codiseñado y fabricado por FPT Industrial, la tecnología avanzada eléctrica y de pilas de combustible de Nikola y otros componentes clave suministrados por Bosch.

Puede funcionar tanto con pila de combustible como con tecnología totalmente eléctrica, si bien por el momento se pretende dar prioridad a la tecnología 100% eléctrica hasta que la plataforma madure, para luego ampliar la gama con tecnología de pila de combustible a finales de 2023.