Juan Pablo Lázaro ha anunciado que tiene la intención de dejar la presidencia de UNO, así como la de la patronal madrileña CEIM y, en consecuencia, la vicepresidencia de la CEOE, a partir del próximo mes de junio.

Con su salida, Lázaro busca dedicarse por completo a su actividad empresarial al frente de Sending, compañía que preside.

Lázaro asumió la presidencia de la patronal de empresas de logística UNO en 2014, para sustituir a Gonzalo Sanz, y ahora con su salida de todas las organizaciones empresariales pone punto final a una intensa vida asociativa y abre un nuevo debate sobre su sucesión y los derroteros que tomará la institución bajo un nuevo mandato.

Además de su experiencia en diferentes asociaciones patronales, Lázaro también cuenta con una larga trayectoria profesional en el sector logístico y de transporte, en el que antes de poner en marcha Sending, también dirigió a empresa de transporte urgente ASM.