cim-lerida

Situado al este de Lérida, el CIM fue inaugurado en 2003 y está conectado con las carreteras AP-2, N-240 y A-2.

Con el fin de incrementar el suelo logístico disponible en la zona, el gobierno de Cataluña ampliará en 22 hectáreas la Central Integral de Mercancías de Lérida, que se sumarán a las 42 actuales.

Esto supone un aumento del 50% de la superficie de la plataforma logística, para lo que la Administración colaborará estrechamente con el Incàsol y Cimalsa. La ampliación puede generar hasta 600 puestos de trabajo, con lo que se podría llegar al 100% de la ocupación en el sector.

Actualmente, la logística representa el 14% del PIB de la ciudad, en la que ya están instaladas hasta cinco start-ups vinculadas al sector, tres más que en 2018. El nuevo desarrollo ayudará a solventar la falta de suelo industrial, contribuyendo a impulsar esta actividad tan importante en el territorio.

Situado al este de Lérida, el CIM fue inaugurado en 2003 y está cerca de los polígonos Segre y Camí dels Frares, con conexiones con las carreteras AP-2, N-240 y A-2, a través de la Ronda Sur. Su intención es ofrecer un espacio y condiciones óptimas de ubicación y servicio a las empresas de transporte de mercancías por carretera.