El mercado inmologístico en Cataluña cerrará el año 2021 con una absorción por encima de los 800.000 m², una cifra récord que supera los niveles pre-pandemia, según Savills Aguirre Newman.

Con un stock de superficie logística de 8.700.000 m² y una disponibilidad media inferior al 2,8%, en lo que va de 2021 se han incorporado 328.000 m². El 90% ya está alquilado y de los más de 700.000 m² que incorporarán al mercado los proyectos que se entregarán en 2022, prácticamente la mitad han sido prealquilados.

La falta de espacio estructural obliga a los operadores a trabajar en la regeneración de superficie logística, readaptando y reacondicionando los inmuebles, labores en las que cada vez cobran mayor importancia los criterios ESG y las certificaciones de sostenibilidad.

No obstante, Cataluña sigue siendo uno de los principales mercados en los que invertir a nivel europeo, por su ubicación y buenas conexiones terrestres, marítimas y aéreas. Además de Barcelona, destacan las inversiones de grandes empresas en el norte de la región y que contribuyen a posicionar Gerona como un centro logístico de entrada al sur de Francia.

Conviene apuntar también la predisposición de las Administraciones Públicas a apostar por los proyectos logísticos en pleno auge del e-commerce, una situación que obliga a disponer de activos logísticos e infraestructuras ágiles.

En lo que se refiere a las rentas, están experimentando una tendencia al alza que continuará en los próximos meses, dado el desajuste entre la oferta y la demanda, que también afecta a las segundas y terceras coronas, el mayor precio del suelo y el incremento de los costes de construcción.

 

banner-suscripción-a-cadena-de-suministro-750x110px